Buscar contenido publicado en el Club

jueves, marzo 18, 2010

La Realidad Circundante

El adiós de Daniela Campos
Por Daniel Arella
Daniela Campos, nacida en Falcón, es una seguidora de “El Club de la Serpiente”. En los siguientes poemas inéditos, enviados como colaboración, un pálido adiós resuena, como el aleteo moribundo de una libélula, al fondo de las cosas, detrás de la ironía triste de estos poemas preñados por una música que va bordeando los límites derretidos de los instantes.
Si la existencia es el movimiento discontinuo que se va despidiendo de sí mismo, huyendo del pasado, fugándose en el recuerdo hilvanado de lo oscuro, para construir una memoria fragmentada, hecha de retazos solares deshilados por las horas, en Daniela Campos, la memoria construida por la existencia, es la luz que oscurece la soledad.



CUANDO ni yo
logro saciarme
y tu recuerdo
me fuerza
a hacer acciones indebidas
y las ganas se acrecientan
mi tálamo languidece
sacio las ganas con el olvido
las pongo en cuarentena
le doy vacaciones a la esencia
cumplo las letanías
ruego por ti
ruego por mí
ruego por ellos
ya ni soy
y a veces
ni me huelo.
PARTIDA…
Que se puede decir acerca de las partidas.
Se despide uno de todo, de todos.
Le decimos adiós a nuestros primeros dientes,
a los barritos y traumas de nuestra adolescencia,
a las comidas que nos gustan,
al jean que no da para más,
al vestido que ya no nos queda.
Pero cómo decirle adiós
a la telaraña de sueños
tan cuidadosamente hilvanada,
tan meticulosamente tejida.
Cuando se destruye el trabajo de la araña
¿qué queda?


QUISIERA colgar los recuerdos
como un cuadro surrealista
en la pared de un museo
que mi memoria
funcionara al igual
que una cámara fotográfica
y congelara momentos
que fuese más que este video
años cincuenta
con desperfecto de imagen
y el audio se le desvanece
y no posee carteles
tipo años treinta en su edición
mi memoria es sólo
un video con alzheimer
 y crisis energética.
MI memoria está rota
se escapan los recuerdos
coso los bordes
hilvano momentos
le cojo ruedo al espacio vacío
Parece una cobija de retazos
que me cubre
y sin embargo
me siento desnuda.
Imagen: Kiersten Essenpreis. Haunted Couture;  Kraenzle Karina, Makeover Series

No hay comentarios:

Publicar un comentario